lunes, 30 de abril de 2018

Urgente revertir estancamiento económico de Oaxaca: Hector Pablo.

El candidato al Senado, Héctor Pablo Ramírez Puga Leyva propuso crear una sola bolsa con los 5 mil 500 programas sociales federales para revertir la pobreza
Ante el estancamiento económico, la corrupción y la incapacidad para ejercer los recursos públicos por parte de los gobiernos estatal y federal, lo que se necesita es sentido común y claridad para revertir la grave situación por la que atraviesa Oaxaca, señaló Héctor Pablo Ramírez Puga Leyva, candidato al Senado de la coalición “Por México al Frente”.

Durante un encuentro para intercambiar ideas con el pleno estatal de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex), que dirige Raúl Ruiz Robles, propuso crear una sola bolsa con los 5 mil 500 programas sociales federales para combatir la pobreza, los cuales que se pulverizan y no sirven para cambiar la economía de las y los mexicanos.

“Integrando los recursos podremos sacar de la pobreza a millones de familias”, estimó el abanderado de los Partidos Acción Nacional (PAN), de la Revolución Democrática (PRD) y Movimiento Ciudadano (MC), al lamentar ante miembros de la iniciativa privada estatal, que cada sexenio lleguen empresas consentidas que impiden el crecimiento de las compañías oaxaqueñas.

“Si nos metemos con el tema educativo a cambiar de fondo las cosas en Oaxaca y el país, esa sería la cereza del pastel, porque desde ahí surgen todos los problemas”, expresó Héctor Pablo; “hay fuga de cerebros oaxaqueños y grandes capacidades que se van a otras latitudes ante la falta de oportunidades”, argumentó.

Y es que los integrantes de la Coparmex condenaron que en lo que va de la actual administración estatal no se haya hecho nada de relevancia, que los presupuestos “históricos” de cada año se pierdan en gasto corriente y que la tasa de inversión vaya disminuyendo, además de la terrible opacidad y bolsas oscuras de dinero, que mantienen a Oaxaca con los peores indicadores económicos y de transparencia.

En torno al hartazgo y coraje que prevalecen en la sociedad por la grave corrupción, el candidato refrendó que, desde el Senado, habrá de impulsar la “Muerte Civil”, lo que significa inhabilitar para ocupar cargos públicos y ser proveedor de gobierno, a todo aquel funcionario a quien le comprueben el enriquecimiento ilícito, peculado, desvío de recursos y hasta delincuencia organizada, entre otras conductas lascivas.

Ramírez Puga Leyva explicó también ante los integrantes de la Coparmex, la forma como sacó de la quiebra la empresa paraestatal Liconsa, desde donde además impulsó la venta de leche a peso por litro en los 400 municipios más marginados del país, de los cuales 203 se encuentran en Oaxaca.
Este lunes el aspirante a la senaduría de la primera fórmula también acudió a diversas estaciones de radio de cobertura estatal, para destacar el importante crecimiento que lleva en las encuestas serias y para dar un balance general después de recorrer el estado en estos primeros 30 días de campaña electoral.